Noticias

Latinas que piensan a lo grande

0

 

“Quiero que todo el mundo vea cómo las latinas aportamos y cambiamos el mundo”, arrancó Angélica Pérez, creadora de Latinas Think Big, un colectivo que quiere cambiar el papel de las mujeres de este origen en el ámbito tecnológico, “no somos un movimiento, ni una organización. Todas las revoluciones empiezan con una idea sencilla, pero creemos en lo imposible”. Por imposible se refiere a la situación actual a la que se enfrentan los hispanos en Estados Unidos. Menos del 15% de los mismos tiene un título universitario. 

En el caso de la tecnología el dato es todavía más alarmante. El 37% de las que cursan estudios relacionados con las ciencias, menos del 3% en algo relacionado con la informática. Unos datos que explican, en parte la escasa presencia en el mundo laboral, pero que según explicó Durante el encuentro, celebrado en la sede de Google, se trató de poner en común la situación, sin victimismo, con grandes dosis de realidad y, sobre todo, el compromiso de tejer relaciones que promuevan la mejora. Un primer paso, se dará dentro de dos semanas. Según anunció Eliana Murillo, responsable multicultural en el buscador, se liberará los dominios “.soy”, la terminación es propiedad de Google, pero la cederá con la intención de promover la identidad latina. “Así nos podremos presentar y definir mejor en Internet”, subrayó.

Detrás de cada emigrante latino hay una historia. Ileana Rivera, máxima responsable de IT (tecnologías de la Información) en Cisco, relató la suya. Su padre era electricista. Ejercía el oficio de manera informal, hasta que le obligaron a certificarse y estudiar. “Me pidió ayuda, cuando solo era un niña, con las matemáticas. Así comenzó mi interés por las ciencias y hasta hoy”, contaba. Rivera es una de las directivas latinas de más calado en EEUU. Sylvia Flores, nacida en San José es nieta de emigrantes que recolectaban en el campo. “Ahora yo recolecto startups” dijo para explicar su labor detrás de Manos, la incubadora impulsada por Google y donde solo hay empresas de latinos. Antes de este proyecto estuvo en uno parecido del Gobierno de México con Calderón. Su misión es muy clara: “Queremos que dentro de cinco años haya consejeros delegados latinos en Silicon Valley. Mientras tanto, mi consejos es que busquéis mentor, conozcáis gente, busquéis inversores”. Es consciente de la fama de otras incubadoras, pero tiene claro cómo distinguirse: “Y combinator o 500 startups están muy bien pero nosotros funcionamos como una familia. Nos ayudamos unos a otros”. Remató su intervención ante un auditorio de más de 300 personas con un consejo: “Aprended a hacer código”.