Noticias

Proyecto sobre publicidad estatal: al pleno a última hora

0

La tarde del martes, cuando en Palacio de Gobierno juraban los nuevos ministros del Gabinete Aráoz, la Junta de Portavoces del Congreso decidió enviar al pleno –sin mayor debate en la Comisión de Transportes, adonde llegó en noviembre pasado– el proyecto de ley que plantea prohibir de plano la publicidad estatal en los medios de comunicación privados.

Así, la iniciativa del congresista Mauricio Mulder (Partido Aprista) ingresó a la agenda del último pleno de esta legislatura ampliada. De no ser debatida en la sesión de hoy, sería vista por la Comisión Permanente en las próximas semanas.

La exoneración se aprobó con las firmas de Daniel Salaverry, vocero de Fuerza Popular; César Vásquez, vocero alterno de Alianza para el Progreso; y Javier Velásquez Quesquén, portavoz de la bancada aprista. Ninguna de las demás bancadas firmó el documento.

Salaverry dijo a El Comercio que su partido aún no ha definido una postura sobre el proyecto, aunque –a título personal– sostuvo que no es partidario de la eliminación total de la publicidad estatal en medios, sino de que “se fijen topes, porcentajes máximos de acuerdo al presupuesto que maneja cada sector, para ser invertidos en publicidad”.

En tanto, Velásquez aseguró que es partidario de que haya “un amplio debate” del proyecto. “Tenemos que ir hacia una fórmula intermedia, por supuesto. Yo creo que debemos volver a lo que se planteó en el 2010: que la asignación de publicidad esté justificada para evitar el autobombo y que esta sea razonable de acuerdo a la lectoría y audiencia de cada medio”, señaló.

Una encuesta de El Comercio-Ipsos elaborada en diciembre pasado reveló que el 65% está en desacuerdo con el proyecto de Mulder (ver infografía).

Para el jefe de Idea Internacional en el Perú, Percy Medina, es poco razonable que se prohíba de raíz la publicidad estatal en los medios. “No parece haber una justificación para acciones de ese tipo [...]. Claro que el Estado debe dar un uso racional a sus recursos y sin fines proselitistas”, comentó.